Tono del Parche

Para el tono del parche de abajo, existen 3 diferentes opciones más comunes y conocidas las cuales son:

El mismo tono que el parche de arriba.

Un tono más agudo (más apretado) que el parche de arriba.

Un tono más grave (menos apretado) que el parche de arriba.

Cada combinación mencionada dará como resultado un sonido y sensación diferente. Es importante recordar que cuando se “aprieta” o “afloja” un tornillo se debe de hacer ligeramente. Si los dos parches están muy disparejos en tono, se cancelarán y el sonido estará “muerto”

Ahora una descripción detallada de las 3 diferentes combinaciones y el sonido que obtendrás de ellas:

Los dos parches al mismo tono (apretados igual) Esta combinación producirá un sonido cálido y redondo con un tono largamente sostenido. El ataque en general será agresivo y agudo (dependiendo en la tensión del parche de arriba) y el desvanecimiento del sonido será laaaaargo sin variación en el sonido conforme este se hace menos notable.

El parche de abajo menos apretado que el de arriba El tono y el sostenimiento son disminuidos un poco y el sonido es más redondo y el tono será más profundo. Las resonancias son eliminadas un poco.

El parche de abajo más apretado que el de arriba He aquí el secreto! Esta forma de afinación es parecida a la anterior, pero el tono SI tiene variaciones conforme el sonido termina. Aquí es cuando obtienes ese sonido “bwow” o “puuum” Las resonancias también son eliminadas un poco.

NOTA: Solo recuerda que, si quieres probar estas 3 maneras de afinar tu batería, el cambiar el tono de uno de los parches cambia completamente el tono del parche opuesto. ¡Esto es, si tu aprietas el parche de arriba, tienes que apretar el de abajo en la misma proporción para que el tono no se vea afectado!

Uno de los elementos más importantes para aprender a afinar es la experiencia, y la única manera de adquirirla es armando, afinando y desafinando tu batería una y otra vez hasta que encuentres el método más adecuado y que se apega más a tu estilo de música. Para una guía más extensa, no olvides visitar la sección de como escoger tus parches.





 AFINACION II.

La batería como muchos otros instrumentos deben afinarse para que suenen agradable al oído, pero la misma a diferencia de los otros, se busca particularmente conseguir con la afinación diferentes sonidos en función del gusto y estilo personal de cada baterista, caso contrario son por ejemplo los instrumentos de cuerda, éstos deben afinarse basándose en una nota estándar determinada y se personaliza el sonido a través de la implementación de la tecnología electrónica. Sin embargo, contradiciendo ciertamente lo anterior, también se puede afinar en base a notas de la escala musical. La batería acústica presenta más complejidad de afinación que algunos otros instrumentos, y suele llevar tiempo en lograr conseguir tu sonido favorito o bien el mejor sonido que nos puede prestar la misma en sí.

Antes de explicar en qué consiste este tema, vale la pena destacar cuales son los factores más importantes que influyen en el sonido de una batería que son: la clase de madera (metal u otro material) de los tambores y también si los mismos están laminados o laqueados en su parte exterior, el tipo y calidad de parches batidores y resonantes, la afinación en sí y por último en cierta medida, aunque no crea las baquetas que se usen. Existe un factor externo a considerar que es la acústica del lugar donde se encuentra nuestro instrumento, ya que afecta al sonido que llega a nuestros oídos y esto nos juega en contra a veces a la hora de afinar cuando dicho lugar no tiene buena acústica dificultando o retrasando algo el proceso generándonos una especie de confusión auditiva.

Partiendo desde la base, los parches originales que vienen cuando uno compra una nueva batería no son de buena calidad y se recomienda conseguir unos buenos como ser los Remo, Evans, Aquarian u alguna otra marca de renombre.

Si es la primera vez que vas realizar la tarea de afinado, sería bueno que empieces desde cero sacando todos los parches, y aprovechar para verificar el estado de estos y muy importante si los bordes de la madera del casco están lisos y parejos porque si no se suelen generar vibraciones con el parche e incluso puede lastimarlo, podes verificarlo colocando el tambor sobre una superficie bien plana como ser un vidrio liso o un mármol e iluminar el interior del casco y observar si pasa luz por debajo, de ser así usa una lija para emparejar dichos bordes, esto ocurre normalmente en batas de mediana a baja calidad.

Profundizando un poco más sobre el tema de los parches, conviene aclarar que existen muchos tipos y modelos en el mercado diseñados para diferentes estilos de música y gusto. Los tipos son: los BatterHead que son los batidores (donde se percute) y los ResonantHead que son los resonantes (los inferiores). En cuanto a los estilos de música, los jazzeros prefieren usar modelos de parches finos como ser los REMO Ambassador, también por ejemplo los que tocan Hard Rock, Heavy Metal, Rock, Fusion, Pop, etc.… el más usado es REMO Pinstripe o su similar en marca EVANS el modelo G2. Uno puede conseguir una gran gama de sonidos combinando diferentes parches batidores y resonantes. Las características que distinguen un parche de otro difieren en su construcción, como por ejemplo el material y el grosor del parche dependiendo si es de una o dos capas; existen finos, normales y gruesos, éste último se caracteriza por la notable ausencia de armónicos y son más resistentes, pero tienen menor definición tonal, contrariamente ocurre con los más finos y a además son más sensibles al toque de la baqueta.

Ahora volviendo un poco a parte práctica de todo esto, antes de que coloques el parche asegúrate de que no queden restos de suciedad en el interior del casco, entonces pone el parche (el que tenías o uno nuevo) en el tambor tratando de que quede bien centrado y procedemos a poner el aro y sus respectivos tornillos, pero no ajustes todavía nada sin antes tener en claro una pauta muy importante a seguir que es el orden o secuencia en que deben ajustarse dichos tornillos según su cantidad como se demuestra en la figura que está a continuación, que consiste en un método de afinación para torres opuestas para lograr una tensión pareja en todos los extremos del parche.

Entonces con la mano ajustas cada tornillo de la manera indicada dándole igual cantidad de giros hasta que los sientas duros y tengas que la llave de afinación para poder seguir. Si el parche es nuevo, ahora tendrías que aplicar presión con la otra mano en el centro del parche mientras seguís ajustando para que se asiente un poco y es normal que mientras lo tensionas se escuchan crujidos porque es síntoma de que el parche está acomodándose en su lugar y adaptándose al casco, así que no hay que asustarse. Volviendo con el tema del ajuste ahora los giros de los tornillos deben ser cada vez más cortitos, como de 1/2, 1/4 a 1/8 de vuelta y así hasta encontrar el sonido deseado.

Esto no termina aquí, podemos perfeccionar la tarea aún mucho más. Mientras ajustas cada tornillo percutís suavemente con la baqueta, a una pulgada de la torre de afinación para oír el

armónico y luego seguís con la opuesta y así sucesivamente, se debe repetir este mismo paso para cada una de las torres, y todos esos puntos del parche deben sonar iguales, al mismo tono y sin oscilaciones. El parche superior de los tones no tiene que estar ni muy ajustado ni muy suelto, lo ideal es que este un poco más ajustado que el punto en donde se ven las arrugas del parche pero que esté lo suficientemente apretado como para que la baqueta pueda rebotar libremente, entonces de esta manera lograremos tenga más ataque su sonido.

Los tones pueden ser afinados basándose en la escala musical (DO, RE, MI, FA, SOL, LA, SI) tratando de esquivar los bemoles y sostenidos. Entre cada uno de los tones debe haber un intervalo de notas y suele ser proporcional a su tamaño. Una batería con muchos tones, tiene un menor intervalo entre uno y otro. Para que entiendas mejor, cito un ejemplo: Una batería con 3 tones (2 flotantes y 1 de pie), una posibilidad es que entre el tom de pie y el mediano haya un intervalo de cuarta o quinta, y del mediano al pequeño una tercera, Como traducimos esto? suponiendo que el tom de piso lo afinaste en la nota “DO” y el intervalo con el ton mediano era una cuarta, es decir cuatro notas más incluyendo a la primera mencionada, o sea que estará afinado en “FA” y el tom más pequeño estaba a una tercera del mediano, o sea afinado en “LA”. Los tones con medidas impares (ej.: 13″, 15″) a veces son más difíciles de afinar que los pares.

El tema de los intervalos y las notas también es muy personal para cada batero. Si te cuesta reconocerlas, para facilitar la tarea recurrí a un bajista o un tecladista para que te ayude y decirle que toque las notas que quieres en su instrumento en la cual te basarás para afinar.

En cuanto a la relación parche batidor y resonante, éste último puede tener mayor o menor tensión que el batidor, o bien ambos iguales. La primera opción es la mejor de todas y la más utilizada, se escucha claramente un decaí (es cuando el sonido decae rápidamente en una curva tímbrica que va del agudo al grave) pareciéndose al sonido de las baterías electrónicas, suena más agresivo, pero disminuye algo la resonancia. La última opción también puede ser buena, pero carece de decaí y se escucha un largo sustain (es el desvanecimiento prolongado de un tono) sin embargo presenta mayor resonancia.

Hay que aclarar que los parches resonantes deben tener el mismo intervalo de notas que los batidores, pero si el superior e inferior tienen diferente tensión, su diferencia tonal tiene que variar entre quintas u octavas, ya sean agudas o graves.

Para el bombo sugiero que el parche resonante esté más apretado que el batidor y que éste último este también un poco más apretado que el punto en donde se ven arrugas, pero lo suficiente como para que el rebote del maso del pedal nos beneficie algo, pero sin que pierda el ataque. En la caja (redoblante) puedes probar cualquiera de las posibilidades de la relación parche superior e inferior dependiendo tu gusto y estilo y jugando también con la tensión de la bordana (el entorchado que apoya sobre el parche resonante) aumentando o disminuyendo esa vibración que se genera sobre ese parche.

Las baquetas tienen su dosis de influencia en el sonido en cualquier elemento de la batería, quizás más notable al oído en la caja y los platos, porque éstos responden de manera diferente dependiendo de cuál es que estemos usando y a veces hay que recurrir a afinar en función de las que dispongamos en ese momento para conseguir un mejor sonido. Esto ocurre por cómo están construidas las mismas, es decir, si tiene la punta de nylon o madera y su forma; si el cuerpo de la baqueta es de madera, aluminio, plástico o algún otro material; el peso, el grosor,

el largo y su cuello. En el caso del bombo ocurre lo mismo según el mazo que tenga el pedal, como ser el tipo de material que percute sobre el parche (felpa, plástico, madera, etc.) y la forma de la superficie que percute sobre el parche.

Bueno, sin duda, puedes notar que la afinación si realmente nos ponemos detallistas se torna bastante complicada, pero eso depende todo de vos, del tiempo, ganas, paciencia y del oído que tengas. No existen reglas o normas para afinar, sino que son simplemente hay algunas pautas a seguir para poder hacerlo bien. Seguramente a medida que vayas buscando tu sonido preferido, afinando y desafinando, con el tiempo vas a ir agarrándole bien la mano a este tema.




Alex Gonzalez (492 Posts)

Trabajé de manera independiente hasta el 2012 Año también, en el que formo un mini estudio de grabación y Nace el proyecto de vídeos “drum cover” para YOUTUBE hasta la fecha. Formo parte de THE FULL`S BAND , que nace en el año 2012 , con la cual colaboré en la grabación de su reciente EP, propuesta musical que no conoce barreras, no distingue géneros y busca un solo objetivo "transmitir sentimientos a través de sus melodías”. 2014 salgo de The Full´s Band y un 4 de Julio me uno a la banda MIND THE GAP para colaborar en la grabación de su EP y presentaciones.


Deja un comentario